miércoles, 25 de abril de 2012

HACE 75 AÑOS: EL BOMBARDEO DE GERNIKA


Gernika fue bombardeada hace 75 años a las tres y cuarenta y cinco de la tarde. Fue el primer bombardeo indiscriminado sobre civiles. Parece que nadie se ha acordado en los grandes medios...



Las sirenas han vuelto a sonar en recuerdo de esos hechos.
No debemos olvidarlo...

 FOTOS OTROS GERNIKA

Tras Gernika hubo otros Gernikas... y sigue habiendo otros Gernikas...

viernes, 20 de abril de 2012

HACE 50 AÑOS: EL HOMBRE QUE MATO A LIBERTY VALANCE



Hace 50 años se estrenó "El hombre que mató a Liberty Valance". El autor es el maestro John Ford.

 
"Si hay que elegir entre los hechos y la leyenda, se imprime la leyenda...", aunque sea mentira...
Después de "El hombre que mató a Liberty Valance" de John Ford, sus discípulos, la siguiente generación, ya no podían creer en una visión acrítica de la conquista del Oeste. El western crepuscular comienza con el maestro y se consolida con gente como Richard Brooks, Sam Peckinpah y Leone (con una visión más irónica)


Peckinpah y Brooks en el fondo eran unos románticos que saben que ya no hay salida ni esperanza.

 

Leone era un niño malo... del que aprendió y mucho Eastwood, por cierto...

 

No había vuelta atrás. Años después, John Ford dirigió su última película, 7 mujeres.

 FINAL SIETE MUJERES 

John Ford terminó su trayectoria con un western en China... El final es un plano desolador: una mujer libre, independiente se sacrifica para salvar a otras seis mujeres; asesina a un salvaje cabronazo y se suicida. Es el último plano de uno de los grandes... No hay juicios de valor ni moralina.
Desprecia a aquellos que hablan y hablan, hipócritas de religión vacía y hueca. Admira a quien se sacrifica sin esperanza. Sabemos de qué parte estuvo John Ford... y eso le hace grande.

miércoles, 4 de abril de 2012

EFLUVIOS DE GIROLAMO CARDANO: UN SUEÑO Y UN PROPOSITO


4 de abril de 2012.
Hoy mi padre hubiera cumplido 74 años. Hoy he soñado con él.
No recordaba que era el cumpleaños de mi padre.  Lo he recordado al soñar; un mensaje del inframundo, tal vez.
Estaba en una comida, en un restaurante junto a mi padre; han llegado unas mujeres vestidas de negro. Sólo recuerdo que una de ellas era mi tía-abuela, Regina. Imagino que las demás también estaban muertas. Estaba bien, no me encontraba a disgusto, pero quería marcharme. Antes mi padre se había retirado a descansar. Me he levantado para coger el autobús de las cuatro de la tarde. Parecía que estábamos en un pueblo. En una habitación dormitaba mi padre; le he despertado. Le he dicho que no se levantara, que no hacía falta, pero él me ha acompañado hasta la parada; hemos caminado hasta la plaza de ese pueblo. Era un sueño ligero, un duermevela en el que me sentía dentro del sueño y fuera de él. Entre dos mundos, el de los vivos al que aún pertenezco y el de los muertos. Abría los ojos y veía mi habitación, el reloj-despertador a mi lado, la luz de la mañana entrando por la ventana. Los cerraba y veía la plaza del pueblo, a mi padre, gente esperando a que llegara el autobús de las cuatro, un folleto en donde aparecían los horarios. Como el autobús no llegaba, pensando que debería despedirme de las otras mujeres y aprovechando que necesitaba ir al servicio, he decidido abandonar el sueño…
Me he despertado y he ido al servicio. He intentado volver a dormirme; entonces he recordado el sueño y que hoy era el cumpleaños de mi padre.

Estoy leyendo a Girolamo Cardona, descubriendo una autobiografía muy particular; cómo cuenta su propia vida, mencionando a la manera de Suetonio rasgos, características, aspectos, elementos que le definen; trozos quebrados, inconexos, soñados o reales de una vida, la suya.
Cerca dell mezzo del cammin della mia vita, al borde de los 40 años, tal vez sea el momento de escribir una vida, la mía, mezclándola con la de mi padre, entretejiendo nuestras vidas, construyendo un pasado vivido, compartido para poder mirar al futuro que me queda por vivir.


lunes, 2 de abril de 2012

CUMBRES BORRASCOSAS DE ANDREA ARNOLD

Se ha estrenado Cumbres borrascosas, una nueva versión, la de Andrea Arnold.
Es su tercera película como directora. Una directora con personalidad propia.
En Red Road ya demostraba una mirada particular colocándose en una perspectiva ambigua y compleja, enfermiza.




En Fish Tank era una adolescente la que nos mostraba un mundo seco, duro que dejaba al final una puerta abierta a la esperanza.




Cumbres borrascosas lleva esa mirada hasta el fondo. Las emociones a flor de piel, la pasión que quema y destruye. Una cámara en mano, desequilibrada; una mirada enfermiza. Casi no hay diálogos. No hay música; sólo los sonidos de una naturaleza salvaje y conciliadora, al mismo tiempo. El espíritu de Emily Bronte está aquí de nuevo, con nosotros...



Hay varias versiones de este clásico. La canónica, la de Hollywood, de William Wyler con el británico Laurence Olivier.       .



La heterodoxa, la de Luis Buñuel, Abismos de pasión, con actores de segunda, todo un canto al amor fou y al surrealismo más descarnado.


Encuentra más vídeos como este en Singles Madrid

Habrá que contar con ésta, la de Andrea Arnold, cuando recordemos adaptaciones cinematográficas. Sólo ha sido estrenada en Madrid en dos cines y en versión original. Pasará sin pena ni gloria, porque así lo han decidido las distribuidoras, los nuevos censores, porque no es políticamente correcta, sobre todo porque piensan que no encaja con el gran público y ellos deciden lo que debemos o no debemos ver. Tal vez tengan razón o tal vez no vean más allá de sus beneficios.
Recupera el espíritu de Emily Bronte, traicionándola, como debe ser y siendo fiel, al mismo tiempo. El punto de vista es el de Heathcliff de principio a fin. La naturaleza es otra protagonista, observa y acompaña las emociones de Heathcliff.
Hay en esta única novela de Emily Bronte una segunda parte que nadie -tampoco Andrea Arnold- ha adaptado, en la que aparecen los hijos de los protagonistas. Al final de la novela se cierra el ciclo de odio; las pasiones mueren, se mezclan con la tierra. Perviven en el recuerdo y en la imaginación de los hombres, pero la naturaleza les sobrevivirá. La siguiente generación no cometerá los errores de sus padres; podrá ser feliz... Y Heathcliff se libera del odio sólo a través de su propia muerte en el que encontrará a su amada.
Emily Bronte escribió un clásico. Cierto que esta no es una película ni una novela para espectadores o lectores pacatos. Ni quiere serlo. Los grandes clásicos nunca lo son...

domingo, 1 de abril de 2012

EL CINE Y LOS MESES DEL AÑO (IV): ABRIL

Abril.
Un mes lleno de ilusiones.
Las flores nos torturan; los chicos y las chicas se besan en los pasillos, en la calle, en los parques. El que no ama es que no quiere o no puede. La astenia primaveral. Un mes muy bonito, precioso.
El cine también se ha interesado por este mes. ¿Cómo no?
Hay un musical, Abril en París del año 1952 con Doris Day.
Uno no es un seguidor de esta señorita, la verdad, pero bueno, se puede ver. Un sábado o un domingo lluvioso que no puedas salir o un día que estés encerrado en casa porque tengas una gripe de caballo puedes verla y no perder tu dignidad.



Si la veis otro día, no contéis conmigo ni me dirijáis la palabra...

Abril de Nanni Moretti es otra cosa. No es que sea la mejor película de Moretti, pero tiene sus puntazos.
Utilizando como punto de partida unas elecciones en las que acabó ganando Berlusconi -estos italianos acabarán votándole otra vez, estoy seguro-, Moretti, como siempre, nos propone de manera caótica una serie de gags en los que se mezclan sus reflexiones políticas con situaciones absurdas de la vida cotidiana de un italiano de clase media, o sea, él mismo.
Te lo pasas bien; te diviertes. Estos italianos te hacen gracia; se parecen demasiado a nosotros...
Es Nanni Moretti con sus virtudes y sus defectos.



Nanni Moretti lo que quería era hacer un musical que se desarrollará en una pastelería trotskista.
Nos ofrece un avance en Abril.



Esperemos que lo haga algún día...
El 30 de abril de 1945 se suicidió Adolf Hitler. El hundimiento refleja con gran fidelidad sus últimos días.

 

Un coreano, Jim-Ho Hur , dirigió una película romántica en 2005. Se llama Nieve de abril. Es la historia de un encuentro fortuito en un hospital; los dos descubren que sus parejas les estaban engañando y deciden hacer lo mismo. Es recomendable; tuvo mucho éxito en Asia.



Ya que coincide este mes con la semana santa, no estaría de más mencionar una película de uno de los grandes del cine español: Luis Buñuel. Me viene a la memoria una parodia de la santa cena que sólo podía hacer Buñuel.



Versiones sobre la muerte de Jesús de Nazaret hay para hartarse. Yo eligo tres: La de Scorsese fue una interesante reflexión. Todos se centraron en unos pocos segundos más eróticos que pornográficos con María Magdalena sin ir mucho más allá. Una pena, porque la película lo merece. Es más profunda y más interesante de lo que nos vendieron. Poncio Pilatos y Jesús, parte 1.

 

 ¿Y qué decir de la versión de Mel Gibson. Todos sabemos que es un reaccionario, pero admitamos que es todo un valiente. Hizo una película en latín y arameo. Y tiene su gracia. Es dura y realista. A mí, al menos, me gusta. Poncio Pilatos y Jesús, parte 2

.
 Luego tenemos el musical Jesucristo Superstar. Judas Iscariote es importante...

 

 Y también María Magdalena.

 

 Pero la mejor versión es, sin duda, la de Monty Pytton. ¡Y nunca la echan en Semana Santa! Tanto Ben-Hur y tantas túnicas sagradas y siempre se olvidan de esta película. ¡Qué desperdicio! ¿Qué han hecho los romanos por nosotros?


 

Un soldado nos enseña latín...



Y para terminar veamos la vida de color de rosa... aunque estemos crucificados...

 

 ¿A que es mejor que Ben-Hur? Y mira que a uno le gusta la carrera de carros, pero ya harta, hombre... Pasemos a otros asuntos históricos...
 El 25 de abril de 1974 los portugueses dijeron "basta" a una dictadura de más de 50 años. El ejercito salió a la calle y apostó por la democracia. Hay muchos documentales sobre el tema y algunas películas. Aquí tenemos la de Maria de Medeiros, digna, aunque no llega a cuajar del todo.

 
 Detrás de la banda sonora está el grupo Madredeus.

 

Para terminar podemos escuchar una de esas canciones que para siempre están unidas a este mes.
Una canción de libertad.

                    

Esa que tanto necesitamos en estos momentos y de la que muchas veces y en muchos sitios del mundo carecemos... Os deseo un abril libre...
Hasta el próximo mes.